Un buitre acusa al Gobierno de haber “comprado apoyo”

|| País
Compartir

Se trata del fondo Aurelius Capital que hasta el momento no aceptó la propuesta de pago hecha por la administración macrista. Es la primera reacción que se conoce luego que se concretara la oferta.

Aurelius Capital, uno de los fondos buitre que hasta el momento rechazó la propuesta de pago de la Argentina a los bonistas que siguen en default, dejó el silencio y pasó a la ofensiva al acusar al Gobierno de "comprar el apoyo" del fondo Dart Management a esa oferta con el pago del 100% de su reclamo.

"La Argentina compró el apoyo de Dart al aceptar pagar su reclamo en su totalidad. Aurelius aceptaría gratamente tal generosidad, aunque siempre hemos estado dispuestos a aceptar una quita", dijo Mark Brodsky, presidente de Aurelius Capital, en una declaración enviada a LA NACIÓN por correo electrónico.

Aurelius es uno de los principales fondos buitre en disputa con la Argentina. Es el socio principal de NML Capital, del fondo Elliot Management, en la demanda "pari passu" que forzó a la Argentina a negociar con los holdouts para poder continuar con los pagos a los bonistas que aceptaron los canjes de 2005 y 2010.

Fue la primera reacción oficial de los principales demandantes desde que se conoció la oferta argentina, el viernes pasado. El fondo de Brodsky coordinó la ofensiva legal con Elliot, del magnate de Wall Street Paul Singer, y sus abogados se turnaron para exponer en las audiencias en la sala del juez Thomas Griesa, muchas veces hablando uno en nombre de su cliente y del resto de los demandantes.

El secretario de Finanzas, Luis Caputo, negoció con seis fondos "grandes" la semana pasada en las oficinas de Dan Pollack, el mediador nombrado por el juez Thomas Griesa para coordinar las discusiones en busca de un acuerdo con los acreedores. Los dos fondos que lideraron la demanda "pari passu", Elliot y Aurelius, y otros cuatro fondos más: Bracebridge Capital, Montreux Partners, Dart Management y Davidson Kempner.(La Nación)

Noticias relacionadas