Reclamos por la clausura de un jardín de infantes en zona oeste

|| Locales
Compartir

El viernes pasado, policías y agentes municipales clausuraron Colorín Colorado, ubicado en Saavedra al 7930. Los residentes de los barrios Godoy y Cabín 9 buscan una solución y destacaron la gravitante función social que cumplía.

Los vecinos de barrio Godoy y Cabín 9 denunciaron a la Municipalidad de Rosario ante la clausura, el viernes pasado, del jardín de niños Colorín Colorado, ubicado en la calle Saavedra 7930. La directora de la institución admitió que la misma no contaba con la habilitación necesaria, pero los residentes de la zona destacaron la gravitante función social que cumplía.

“Se intentó por todos los medios hablar con autoridades municipales y no hubo respuesta. El único mensaje claro es que no será rehabilitado y esto provoca la desesperación de los padres que no pueden dejar a sus hijos  en el jardín tampoco solos en la casa y pierden la posibilidad de concurrir a sus trabajos. Es un verdadero flagelo”, sostuvo el concejal de Pérez Federico Jolly.

Por otra parte, el edil de la ciudad lindera, reclamó las formas que utilizó el Ejecutivo para realizar el desalojo: “Arribaron con una gran parafernalia que incluyó policías y agentes municipales a un lugar donde concurren niños y desarrollan un trabajo de contención muy importante en la zona”

Los vecinos comenzaron con una junta de firma para presentar en el Concejo y al Ejecutivo Municipal. ”Está claro que el jardincito debe tener su habilitación y ayudaremos todos para cumpla con los requisitos. Pedimos sensibilidad de la Municipalidad y que no dé la espalda a un lugar que tanto bien hace por los niños de la zona y de ayuda fundamental para padres trabajadores”, finalizó Jolly.

Noticias relacionadas