Para los remiseros es “imposible” que Uber o Cabify operen en Rosario

|| Locales
Compartir

El presidente de la Cámara que los nuclea, Alfredo Gordo, aseguró que esas empresas están al margen de la ley. Sostuvo además que las autoridades municipales asumieron el compromiso de hacer cumplir a "rajatabla" las ordenanzas vigentes.

El presidente de la Cámara de Remises de Rosario, Alfredo Gordo, aseguró que “es imposible” que tanto Uber como Cabify puedan operar en Rosario. El dirigente sostuvo que estas empresas que ofrecen el servicio de alquiler de coches mediante una aplicación de celular son totalmente ilegales y expresó que las autoridades municipales asumieron el compromiso de ser inflexibles y a garantizar el cumplimiento de la ley.

Los primeros en hacerse oír fueron los taxistas. En Capital Federal hubo varias marchas para rechazar el desembarco de estas empresas. Incluso hay prevista para el 5 de mayo una gran movilización de tacheros en todo el país. Por su parte los remiseros, quienes también se verán afectados si finalmente estas empresas logran su objetivo de operar en el país, también plantearon su rechazo tanto para con Uber como para con Cabify.

En diálogo con RosarioNoticias.info, Gordo sostuvo que “es imposible que esta modalidad de trabajo se lleve a cabo en Rosario”. El dirigente recordó que “el sistema está totalmente regulado” y que “todas las ordenanzas que existen lo impiden”.  

“Las autoridades fueron claras con nosotros, nos aseguraron que serán inflexibles y que harán respetar a rajatabla las ordenanzas vigentes. Nosotros pagamos seguro, estamos obligados a cambiar la unidad cada cinco años, tramitamos un registro profesional, se nos exige la libreta sanitaria, es imposible que alguien ingrese a la actividad sin cumplir con todas estas cosas”, expresó casi de manera despreocupada.