Nuevas políticas para las visitas de menores en Piñero

|| Locales
Compartir

Desde el Servicio Penitenciario impulsaron una medida para que generar un espacio diferenciado para los ofensores sexuales que reciben visitas con menores. La medida fue cuestionada con un habeas corpus pero finalmente tuvo luz verde.

Acondicionaron un espacio de la Unidad Penitenciaria Nº 11 de Piñero para que los menores que visiten a detenidos por delitos sexuales tengan un ámbito diferenciado adecuado. La iniciativa fue impulsada por el Servicio Penitenciario y muy cuestionada por la defensa pública a través de un habeas corpus.

El Servicio Penitenciario se mostró muy firme en la postura de proteger el interés superior del niño, al igual que la fiscalía. El juez a cargo de la causa, Leiva, rechazó el habeas corpus manifestándose también a favor de la visita diferenciada que, según dijo, garantiza la comunicación familiar pero respeta los derechos de los niños, niñas y adolescentes.

Son casi 300 los detenidos por delitos contra la integridad sexual en el módulo F de la cárcel. En cada pabellón hay 80 internos que reciben las visitas en sus alojamientos entre los cuales 10 tienen hijos menores. A partir de ahora, estos recibirán a sus familias en el módulo A mientras se reacondiciona el Salón de Usos Múltiples con los requerimientos necesarios.

Noticias relacionadas