Moyano empezó a marcar la cancha

|| País
Compartir

El jefe de la CGT advirtió que "el movimiento obrero no está dispuesto a que el trabajador pierda el poder adquisitivo del salario". "Cada gremio manejará las paritarias de acuerdo a la pérdida de poder adquisitivo del salario".

Antes de las elecciones se mostraron muy juntos, pero eso parece que de a poco va quedando atrás es que el jefe de la CGT, Hugo Moyano, advirtió de cara a las paritarias del año próximo que "el movimiento obrero no está dispuesto a que el trabajador pierda poder adquisitivo del salario", porque alertó que en ese caso el país "cambiará para mal" en lugar de hacerlo "para bien".

"Lo que todo el mundo tiene que entender, y en particular el Gobierno, es que el movimiento obrero no está dispuesto a que el trabajador pierda poder adquisitivo del salario", dijo ante el recambio de autoridades del 10 de diciembre.

Y completó: "Sino, retrocedemos antes de avanzar y cambiamos para mal, en vez de cambiar para bien".

En ese sentido, apuntó que "cada gremio manejará las paritarias de acuerdo a la pérdida de poder adquisitivo del salario".

El referente sindical planteó que "el esfuerzo de evitar que se descuente el impuesto perverso al trabajo en el aguinaldo", en referencia al gravamen de Ganancias, "sería un mensaje muy importante para los trabajadores" en el fin de año.

Noticias relacionadas