Más de 250 mil personas renovaron su fe en el Vía Crucis del Padre Ignacio

|| Locales
Compartir

El mensaje que brindó el Padre Ignacio al finalizar la recorrida por las 14 estaciones fue para orar por la "salud, trabajo y paz, y sobre todo amor".

El padre Ignacio Peries cerró este viernes a la medianoche el multitudinario y tradicional Vía Crucis de barrio Rucci, zona noroeste de Rosario. El objetivo de las oraciones fue para limar “las divisiones” y pedir por la familia como así también por la paz mundial.

Alrededor de las 23.50, después de la procesión por las 14 estaciones de la que participaron más de 250 mil personas, el sacerdote dio su mensaje final desde el escenario central y pidió por los enfermos y la cura del cáncer.

Minutos más tarde hizo hincapié en la “paz en el mundo y paz en Argentina”, por “un mundo más seguro y más unido” y contra “las divisiones y guerras, que las hacemos nosotros los seres humanos”.

“Salud, trabajo y paz, y sobre todo amor, porque sin amor somos secos, nuestra familia no tiene vida”, pidió Ignacio “Todos tenemos defectos”, aclaró y a su vez insistió: “A veces aguantarnos unos a otros nos cuesta pero cada uno de nosotros tenemos que aguantar al otro para tener paz”.

Noticias relacionadas