Lifschitz: “Estamos mejorando el funcionamiento de sistema judicial”

|| Locales
Compartir

El gobernador presentó, junto con el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Ricardo Silberstein, las modificaciones a los códigos procesales civil y penal, y a la ley provincial de mediación que elevarán a la Legislatura.

El gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz, junto a los ministros de Gobierno y Reforma del Estado, Pablo Farías, y de Justicia y Derechos Humanos, Ricardo Silberstein, presentó este martes ante legisladores, funcionarios judiciales, profesionales del derecho y periodistas, las modificaciones a los códigos procesales civil y penal, y a la ley provincial de mediación que elevarán a la Legislatura para su tratamiento en las próximas sesiones ordinarias.

“Estamos trabajando para conseguir cambios y correcciones en el sistema procesal penal, de mediación, civil y comercial”, dijo el mandatario.

“Estas modificaciones se alcanzaron tras reuniones con colegios de Abogados y Magistrados, con la Corte, los jueces, los fiscales, los defensores y todos los actores del sistema judicial de la provincia de Santa Fe”, explicó.

“Estamos mejorando el funcionamiento del Sistema Judicial, de acercar más la justicia a los ciudadanos y de lograr simplificar procedimientos y procesos para acortar los tiempos, eliminando pasos innecesarios, a través de una mejor normativa. Es una tarea colaborativa de los tres poderes del Estado”.

En cuanto a las reformas al Código Procesal Penal, Silberstein dijo que “se establece una mayor rigurosidad en la utilización del procedimiento de juicios abreviados. De esta forma, no debe ser utilizado disvaliosamente, de manera tal que debe haber una mayor rigurosidad en el uso del mismo para evitar algunas situaciones de público conocimiento”.

Otro tema son “los criterios de oportunidad o ser nimios, también en este caso se establecen criterios de mayor rigurosidad en la desestimación de los delitos por criterio de oportunidad. Se flexibilizan los presupuestos para la prisión preventiva”. En este sentido, los jueces van a tener una mayor posibilidad de dictar la prisión preventiva.

También se refirió a la acción de la Policía ante casos de flagrancia: “La Policía va a tener la obligatoriedad de detener en los casos de flagrancia del imputado”, detalló el titular de la cartera de Justicia.

Asimismo, Silberstein se refirió a la mediación. “Reivindicamos enormemente la mediación, que es un instituto que sirve para disminuir la conflictividad que no es buena en la sociedad civil y la mediación es un instrumento para poder reducirla”, indicó el ministro.

“Pero la mediación no puede ser una limitación para el acceso a la justicia. En este sentido, se estableció un régimen por el cual el mediador percibe su retribución en función de su trabajo. Si no hay trabajo no hay percepción de la retribución”, afirmó el funcionario.

Noticias relacionadas