Lifschitz descartó que la provincia subsidie el tarifazo de luz

|| Locales
Compartir

Lo había pedido un grupo de comerciantes rosarinos. El mandatario dijo que de absorber el incremento la empresa quebraría en dos o tres meses. Ahora espera que nación acepte su propuesta de escalonar el incremento.

El gobernador Miguel Lifschitz descartó hoy que la provincia subsidie el incremento de la tarifa de luz. El mandatario provincial puso todas sus fichas a una salida que a priori no parece nada ventajosa y que tiene que ver con que la semana que viene la Nación acepte la propuesta de escalonar el tarifazo,  iniciativa que él mismo en persona le hizo llegar al ministro de Energía Juan José Aranguren.

Esta semana un grupo de comerciantes rosarinos se hizo presente en la sede de la EPE con el objetivo de ponerle freno al tarifazo. La propuesta que llevaron es la que misma que en su momento realizaron varios diputados provinciales. Básicamente lo que piden es que la provincia eche mano a parte del 15% que llegará desde la Nación en concepto de coparticipación adeudada, algo que hoy Lifschitz descartó.

“La provincia no puede absorber el incremento porque son cifras que llevarían al quebranto a la empresa de energía en dos o tres meses", dijo el mandatario, al tiempo que cifró sus esperanzas en una salida que en los hechos no soluciona demasiado: "Hemos hecho gestiones con el gobierno nacional, sabemos que el tema se está conversando. Lo que le pedimos en su momento es que el aumento se haga de manera escalonada”.

 

Noticias relacionadas