La jueza explicó por qué siguen detenidos nueve de los imputados

|| Locales
Compartir

Mónica Lamperti, la magistrada que entiende en la megacausa por fraude inmobiliario, dio a conocer los fundamentos de las medidas adoptadas. Así, dijo que la fiscalía aportó “información de calidad” en el marco de la investigación en la que dictó prisión preventiva para 9 de los imputados, y liberó a dos de los acusados.

La jueza Mónica Lamperi, quien entiende en la megacausa por lavado, estafa, fraude y asociación ilícita, dio a conocer los fundamentos por los que dictó prisión preventiva a nueve de los once imputados.

Luego de la maratónica audiencia imputativa del día martes, la magistrada explicó que la fiscalía aportó “información de calidad” que demostró "la supuesta intervención de los imputados en maniobras tendientes a despojar de sus bienes a sus propietarios o poseedores" mediante maniobras que habrían sido realizadas utilizando falsos mandatos, documentos apócrifos y aprovechando situaciones de titulares fallecidos o ausentes para transmitir los inmuebles a su favor.

Con respecto a los imputados con prisión preventiva, la jueza entendió que existe peligro de fuga y de que entorpezcan la investigación debido a la posible pena que podría corresponderles luego de un juicio oral y el posible “despliegue de influencias” dada la situación personal de cada uno.

Asimismo, en el caso Kurtzemann y Abdala, los imputados que recuperaron su libertad tras pagar una fianza de 800 pesos, Lamperti consideró que ambos tuvieron un rol más acotado en los hechos y, en el caso de Abdala, tuvo en cuenta que al momento de los allanamientos y detenciones se encontraba de viaje en el exterior y al enterarse de ser requerido por la fiscalía realizó un “real esfuerzo” por cumplir con tal requerimiento.

Noticias relacionadas