La EPE tiene 200 usuarios electrodependientes

|| Locales
Compartir

Desde la empresa aseguran que todos están incluidos en el plan de tarifa social más allá de los ingresos y vienes que poseen. “Santa Fe tiene como política que la energía es un bien social”, argumentó Hugo Cere, vocero de la compañía.

En la provincia de Santa Fe existen alrededor de 200 usuarios de los denominados electrodependientes, se trata de aquellas personas que necesitan de la energía eléctrica para seguir viviendo. Según se informó desde la EPE, y a diferencia de lo que pasa en otras lugares del país, estas personas están contempladas en el denominado plan de tarifa social sin ningún tipo de restricciones. Con la sola presentación de un certificado médico ya son incluidas. Pero los beneficios no se terminan allí, en caso de ser necesario la empresa les provee sin cargo un pequeño grupo electrógeno para afrontar la emergencia.  

La semana pasada las páginas de los diarios de todo el país replicaron con fuerza el caso de Joaquín, un chiquito oriundo de Lomas de Zamora de dos años y medio que nació prematuro y necesita de la electricidad para poder seguir viviendo. A la familia del menor le llegó una factura de luz de 2200 pesos. Su papá contó que no pueden hacer frente a semejante cifra y que quedó afuera de la tarifa social por tener un auto modelo 2014, vehículo que usa para poder mantener conectado a su hijo cada vez que necesita realizar una consulta médica 

En Santa Fe la cuestión varía bastante. En primer lugar, para aquellas personas que tengan un familiar electrodependiente, con el sólo hecho de presentar un certificado médico que avale la delicada situación de salud por la que atraviesa ya es condición suficiente para acceder al beneficio de la tarifa social, más allá de los ingresos o bienes que puedan poseer. Por otra parte, en caso de ser necesario la EPE los provee de un pequeño grupo electrógeno para poder hacer frente a una emergencia.  

“Nuestra provincia tiene una política de gobierno por la cual se determina que la energía es un bien social. Por eso tenemos relevado que en todo el territorio santafesino existen alrededor de 200 usuarios que tienen prioridad porque necesitan de la luz por cuestiones de salud”, explicó el gerente de Relaciones Institucionales de la EPE, Hugo Cere.  

En diálogo con el programa Punto y Aparte que se emite por radio SÍ98.9, el funcionario destacó que además de recibir una tarifa social plana, el beneficiario llegado el caso puede acceder a contar con un pequeño grupo electrógeno para salir de una emergencia. Al tiempo que sostuvo que “siempre son prioridad al momento de restablecer el servicio”.  

“A cada vivienda en la que haya un integrante electrodependiente se le asigna una tarifa social plana. Esto es, se le cobra un cargo fijo de 140 pesos. Para acceder es necesario un certificado médico, independientemente de los bienes que posea. La prioridad está dada por una cuestión de salud y no económica”, dejó en claro Cere.  

El funcionario destacó  que tanto la provisión de un generador como la de una mochila portátil son solo paliativos que sirven para afrontar una emergencia. “Lo que la empresa tiene como objetivo es devolver el servicio en la menor cantidad de tiempo posible”.  

Noticias relacionadas