La Cámara de Diputados de Brasil inicia juicio político a Dilma Rousseff

|| Mundo
Compartir

Se trata del primer proceso judicial contra un presidente brasileño luego de la destitución de Fernando Collor de Mello. Eduardo Cunha, jefe de la Cámara baja, autorizó la apertura de un impeachment tras considerar procedente una acusación por irregularidades fiscales ocurridas en 2015.

La crisis institucional sigue sacudiendo a Brasil y, en ese marco, la presidenta del vecino país, Dilma Rousseff, se verá sometida a juicio político, donde podría ser destituida. Eduardo Cunha, jefe de la Cámara de Diputados de Brasil, aceptó este miércoles un pedido de impeachment contra la jefa de Estado por adulteración de las cuentas públicas.

"Es autorizar la apertura, no dar un juicio de mérito; será la comisión especial que podrá acoger o rechazar el pedido de impeachment", manifestó a periodistas el presidente de la Cámara Baja.

En conferencia de prensa, Cunha anunció su decisión en una rueda de prensa en la que aclaró que no encontró ninguna objeción para rechazar la acusación y en la que dijo lamentar haber autorizado un proceso que, en su opinión, el país necesitaba enfrentar.

"No hago esto con ninguna felicidad, sé que es un gesto delicado en un momento en que el país atraviesa una situación difícil" desde el punto de vista tanto económico como político, añadió Cunha.

Los partidos de la oposición que buscan que Rousseff abandone el cargo presentaron el pedido en septiembre. Acusan a la presidenta de violar las leyes fiscales del país y manipular las finanzas públicas para lograr la reelección el año pasado.

La decisión del legislador, quien también está investigado por corrupción en el caso Petrobras, ahora será analizada por una comisión de diputados. Si ésta le da luz verde, será votada en el plenario de la Cámara baja. (Rosarionoticias.info/Infobae)

Noticias relacionadas