Inflación y tarifazo, un cóctel explosivo para los gastronómicos

|| Locales
Compartir

Hay gran preocupación en el sector por la caída en la actividad. Los empresarios aseguran que durante enero hubo una merma que osciló entre el 25 y 30%. Al mejor estilo Prat-Gay advierten sobre las paritarias y los puestos de trabajo.

La profundización de los aumentos de precios que se vienen dando en los últimos 45 días, sumado al tarifazo -por ahora en la luz- anunciado por el Gobierno nacional, con quita de subsidios mediante, conforma un cóctel explosivo tanto para los sectores productivos como los de servicios. Los empresarios gastronómicos de la ciudad salieron a explicar cuál será el impacto y la verdad, el análisis no es para nada alentador.

El titular de la Cámara Gastronómica de Rosario, Carlos Melián, no ocultó su preocupación por el escenario que se avecina para el sector como consecuencia de un proceso inflacionario que no da tregua y por el tarifazo en el servicio de luz generado por la decisión del Gobierno nacional de poner fin a los subsidios.

“Estamos muy preocupados por lo que se viene. Sabemos que cuando se presentan estas situaciones la gente lo primero que recorta son las salidas. El nuestro es un sector que no comercializa productos de primera necesidad por eso todo ya nos está afectando”, indicó el empresario en contacto con LT8.

Según expresó Melián, en enero la actividad sufrió una caída de entre 25 y 30 por ciento. “Si bien es cierto que se trata de un mes donde muchos rosarinos se van de vacaciones, este año la baja está siendo más pronunciada que otros años”.

“El nuestro es un sector que tiene como cliente mayoritariamente al rosarino. Con respecto a los precios tendremos que evaluar cómo viene la demanda, pero creemos que será inevitable volcarles el incremento en los costos que nos generarán la inflación y el aumento en las tarifas”, indicó Melián.

Paritarias y despidos

Con relación a las paritarias, Melián sostuvo que debe realizarse “un esfuerzo compartido” y opinó que “si el pedido de aumento de sueldo es muy exagerado muchos empresarios optarán por la reducción de personal”.

Cabe destacar que según un informe realizado por el Ministerio de Trabajo de la provincia, el gastronómico, en Rosario, es el sector que más empleados en negro tiene. De ese informe se desprende que seis de cada diez no están registrados.  

 

Noticias relacionadas