"El problema del narcotráfico está empezando a tocar a funcionarios”

|| Locales
Compartir

Así lo manifestó este jueves la ministra de Seguridad Patricia Bullrich, quien fue particularmente dura con Miguel Lifschitz. La funcionaria acusó al gobierno de Santa Fe de no comprometerse a “depurar la policía" y le pidió que se haga cargo del problema.

Mientras el gobernador Miguel Lifschitz insiste en ocultar la existencia de un conflicto con Nación por el envío de fuerzas federales, la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, dijo este jueves que "el gobierno de Santa Fe no se compromete a depurar la policía", y agregó: "El problema del narcotráfico está empezando a tocar a funcionarios que han asumido algunas conductas esquivas".

"Necesitamos tener capacidad para tomar decisiones que van a influir en un cambio estructural en la policía y el servicio penitenciario para que sean parte de la solución y no del problema del narcotráfico", afirmó Bullrich en diálogo con LA NACION.

“El gobierno de Santa Fe debe asumir el problema que hay en esa provincia. El gobernador no puede decir que la policía ha mejorado cuando en cada caso de drogas hay policías involucrados y en los últimos dos meses se volvió a disparar la tasa de homicidios", disparó Bullrich.

La dureza de la ministra para con el gobierno santafesino no se agotó ahí, por el contrario pareció decidida a dejar en evidencia a la administración socialista al sostener: "No queremos ser cómplices. Hay una crisis estructural en Santa Fe, donde el problema del narcotráfico está empezando a tocar a funcionarios que han asumido algunas conductas esquivas".