Diputados del Frente para la Victoria repudian el Protocolo antipiquete

|| País
Compartir

La legisladora provincial Alicia Sánchez es quien encabeza el reclamo. "El piquete es el derecho a huelga del trabajador desocupado”, aseguró. Además lo calificó como "un instrumento inconstitucional para legitimar la represión".

La diputada provincial del Frente para la Victoria, Alicia Sánchez, presentó en la Cámara un proyecto de declaración expresando su repudio al "Protocolo de Actuación de las Fuerzas de Seguridad del Estado en Manifestaciones Públicas". "El piquete es el derecho a huelga del trabajador desocupado, a quién le han conculcado el derecho al trabajo y con él todos los derechos esenciales del ser humano", manifestó.

El proyecto declara su “repudio y preocupación” por el dictado del "Protocolo de actuación de las fuerzas de seguridad del Estado en manifestaciones públicas", elaborado por el Ministerio de Seguridad de la Nación, el 17 de febrero del corriente año, por ser considerado "un instrumento inconstitucional para legitimar la represión del derecho constitucional a la protesta social".

Mediante un comunicado lanzado por la propia legisladora revela: “Los diputados y las diputadas bonaerenses del Frente para la Victoria, que acompañan el proyecto se manifestaron en contra del protocolo, ya que esta norma está orientada a la eliminación del derecho constitucional a la protesta social y a la criminalización de tales actos, habilitando el uso de la violencia por parte de las fuerzas de seguridad.

El proyecto establece que "los derechos de reunión, huelga y de peticionar públicamente ante las autoridades tienen una jerarquía normativa superior a los derechos de libre circulación o de la seguridad de los medios de transporte, puesto que a través de la protesta social se pretende reclamar la tutela de otros de mayor relevancia aún como integridad física, salud, vida, trabajo, dignidad, la vivienda y educación".

Por ello, sostienen que "no es un antojo militante pretender el respeto del derecho a la protesta social; ante la inexistencia de mecanismos estatales que permitan canalizar los reclamos fundamentales para la sociedad, el piquete se impone como una única alternativa de aquellas personas lesionadas y silenciadas por acciones concretas e ilegítimas de Estado".

Noticias relacionadas