Argentina se despidió del país con una goleada ante Haití

|| Rusia 2018
Compartir

La Selección jugó en la Bombonera el último encuentro antes de emprender su viaje, primero a Barcelona y finalmente a Rusia. Con tres goles de Messi, y uno de Agüero, el equipo de Sampaoli comienza a definir a qué intentará jugar y en RN lo analizamos.

Argentina derrotó por 4 a 0 al combinado del débil Haití en lo que fue la despedida de la Selección del país antes de comenzar el camino a Rusia. El encuentro disputado en la Bombonera se abrió en el primer tiempo con un gol de Messi de penal, que en el complemento convirtió en hattrick. La goleada la decoró Agüero que ingresó en el segundo tiempo.

En la primera parte, promediando los 15 minutos, Lo Celso ingresó al área y recibió una fuerte patada de un defensor haitiano que derivó en el penal que Messi cambió por gol. Tras un primer tiempo con algunas ocasiones más y sin efectividad, la goleada se consumó en el complemento. Primero capturando el rebote de un cabezazo de Lo Celso y luego asistido por Pavón, Lionel marcó otros dos, y Agüero, con pase del astro mundial, definió para poner cifras definitivas.

Cómo defendió Argentina

Sampaoli plantó una defensa con cuatro hombres, Otamendi y Fazio los centrales, Tagliafico y Salvio los marcadores de punta. El jugador más cercano a Mascherano para la salida por el medio fue Fazio durante los primeros momentos, en la zona de mitad de cancha. Con el correr de los minutos se adelantó también Otamendi para la salida con la pelota. Los laterales tuvieron una marcada tendencia para pasar al ataque, intentando asociarse con los volantes en sus respectivas bandas, Lanzini y Lo Celso. Tagliafico pisó el área en varias oportunidades y Salvio llegó al fondo ganando tres tiros de esquina.

Sin pelota se notaba la clara línea de cuatro, achicando hacia adelante intentando hacer un equipo corto. Lanzini y Lo Celso colaboraron mucho en retrocesos, cumplieron relevos y duplicaban marcas con Mascherano.

En el entretiempo ingresó Rojo como marcador central izquierdo en reemplazo de Fazio, para cumplir finalmente la misma función táctica. A los 25’ entró Acuña por Tagliafico para continuar buscando profundidad junto a Pavón por la izquierda. En líneas generales la defensa argentina no fue exigida por Haití, lo cual no permitió analizar más a fondo un trabajo de recuperación y desgaste por parte de la primera línea. Bien en las pelotas divididas, los relevos, los cierres y las jugadas aéreas.

Cómo atacó Argentina

Ofensivamente, Argentina intentó sumar siempre a los laterales al ataque: Tagliafico, por izquierda, con tendencias a cerrarse generando un tándem con Di María y el aporte de Lo Celso (que pese a jugar libre, se recostaba sobre aquel sector), y por derecha Salvio, que llegaba más al fondo al tener allí a Lanzini como socio tirándose más por adentro.

Higuaín como clara referencia de área, corriéndose unos metros atrás para pivotear o terminando como 9 clásico para definir la jugada, aunque no se le dio en las que tuvo. Messi arrancó por derecha pero su posición no es definida, y los mejores momentos se dieron cuando apareció por el medio asociándose con Lanzini y, principalmente, con Lo Celso.

Con los cambios, Sampaoli buscó reemplazar pieza por pieza sin variar el dibujo planteado en el encuentro, con lo que hace suponer que en Rusia, el esquema madre será ese: el famoso 2-3-3-2 que mencionó en la conferencia de prensa. Los centrales, una siguiente línea con el 5 y los dos laterales muy adelantados. Luego otros tres jugadores, en este caso Lanzini, Lo Celso y Di María, con muchas chances de ser los titulares, y arriba Messi más un punta: Agüero o Higuaín.

Noticias relacionadas