Alerta por casos de dengue en la provincia

|| Locales
Compartir

Hasta el momento, no se han registrado casos autóctonos, aunque podría ocurrir que el contagio se produzca en ocasión de un viaje a países limítrofes. Las mismas medidas de prevención deben tomarse para evitar la fiebre chikungunya y el virus zica.

El ministerio de Salud de la provincia de Santa Fe, a través del programa de Control de Zoonosis y Vectores de la Dirección de Promoción y Protección de la Salud, brindó recomendaciones para la prevención del dengue, la fiebre chikungunya y el virus zica.

Hasta el momento, en el territorio provincial no se han registrado casos autóctonos de estas enfermedades, aunque podría ocurrir que el contagio se produzca en ocasión de un viaje a países limítrofes o a otros en donde las mismas sean endémicas; fundamentalmente en momento en que las condiciones ambientales y la circulación turística favorecen un mayor contacto con mosquitos infectados.

Estas tres enfermedades (dengue, chikungunya y zica) son de origen viral y transmitidas por la picadura del mosquito Aedes aegypti infectado.

“Cuando el insecto se alimenta con sangre de una persona enferma de dengue, chikungunya o zica, y luego pica a otras, le transmite la enfermedad”, explicó la directora provincial de Protección y Promoción de la Salud, Andrea Uboldi, enfatizando que el “contagio solo se produce por la picadura de mosquitos infectados; nunca de persona a persona, a través de objetos, ni de la leche materna”.

Estas “enfermedades se caracterizan por la aparición brusca de fiebre alta; intenso malestar general; fuerte dolor de cabeza a nivel frontal, detrás de los ojos, en músculos y articulaciones; pérdida del sentido del gusto y apetito; sarpullido que pica mucho en pecho y piernas; náuseas y vómitos. En tanto, en la fiebre chikungunya predominan los dolores articulares, que pueden ser invalidantes”, precisó.

“Ante la sospecha de la enfermedad por la aparición de alguno de los síntomas, se debe recurrir de inmediato al Centro de Salud más cercano para el correcto diagnóstico. No se debe tomar aspirina porque favorece las hemorragias, ni ninguna otra medicación que no sea prescripta por un profesional”, resaltó la funcionaria.

 

 

Noticias relacionadas